Mitología

El Pingüino, ave peculiar que como todo tiene su historia mitológica , ¿la conoces?

Una de las aves mas peculiares, ya que no puede volar, es el pingüino, pero que creo que para todos, o al menos la mayoría, es un ave que se puede considerar bastante peculiar y agradable a la vista. Y que a pesar de que se ubica, principalmente, en el polo sur, lejos de la raza humana, uno podría pensar que historias o leyendas sobre este animal no existirían o serían muy pocas, cosa que en parte puede ser cierto pero de que tiene, tiene.

Y así como les he platicado de la historia del ajolote de nuestro México, el mito del tigre yéndonos mas a Asía, el oso mas al norte de América, entre otros mas, pues porque no hablar de la mitología de esta gran ave procedente del sur del planeta, por lo que sean bienvenidos WAMMSTERS a otra historia, cuento, anécdota, como lo quieran ver que les traigo del mundo de WAMMS.

MITOLOGÍA MAORI

Aquí hay que irnos hasta el lejano Nueva Zelanda, hogar de los Maorís y de una mitología e historias muy ricas, por lo que esto es algo de lo que nos dice la mitología del pingüino.

En la mitologia maori, Tawaki era un dios que caminaba la Tierra en forma humana como un hombre pobre, pero con solo una altura de 55cm, al cual los maoris llamaron a este pequeño pingüino haciendo referencia al dios por varias razones.

La leyenda nos dice que los compañeros humanos de Tawaki no sabían que el era un dios, hasta que el ascendió a una colina, se quito su vestimenta sucia, junto con sus accesorios y se revistió con una vestimenta que emanaba luz. En la cima había una persona que lo vio todo, que al bajar de la colina platico lo sucedido a los pobladores. Una vez que los pobladores conocieron la historia, empezaron a ofrecer ofrendas a Tawaki.

La referencia a su vestimenta luminosa, nos da a entender su referencia con el pingüino de Fiordland, al que hacen referencia en el mito.

LEYENDA DEL SUR DE AMERICA

El pingüino era distinto de cómo lo conocemos ahora. Era un ave magnifica que al surcar el cielo alcanzaba una gran altura y velocidad.
Su gracia y belleza hacían que los dioses detuvieran el tiempo para disfrutar de sus vuelos y sus piruetas. Su majestuosidad era indiscutible y todas las aves soñaban parecerse a él.

Pero los dioses, que ven más allá de lo que los humanos ven, comenzaron a observar que en interior del pingüino, una sombra comenzaba a crecer,  la majestuosidad del vuelo había convertido al pingüino en un ser arrogante que despreciaba a quienes no tenían sus habilidades y en particular a los peces que le servían de alimento.

Anuncios

Pronto su desprecio se convirtió en maltrato con esos pequeños seres a los que consideraba seres muy inferiores a él. Muchas veces, disfrutaba de zambullirse con fuerza en el mar para asustarlos o arremetía a picotazos contra ellos, no para saciar su hambre, simplemente encontraba placer en matarlos y verlos flotando inermes en el mar.

Los dioses lo castigaron y con mucha humildad tuvo que aprender a nadar si quería sobrevivir, al igual que los peces, a quienes antaño despreció. Su vida cambió totalmente. Abandonó sus nidos en los árboles, comenzó a buscar cobijo en huecos subterráneos, y por si esto fuera poco, condenado a vivir en aguas casi congeladas.

Desde entonces, el pingüino se volvió más calmado, y junto a su compañera, que ahora elige para toda la vida, aprendió a nadar con tanta gracia como si fuera un pez. El hombre viéndolos así, les bautizó con el nombre de pájaro bobo, pero a él no le importó, aprendió a ser feliz, aprendió la lección que le fue inflingida por los dioses.

“Y según dice la leyenda se transformaron en un ejemplo de fidelidad porque cuando uno de ellos muere, su pareja se interna
en el mar y nunca más regresa.”

Anuncios

Pues he ahí un poco de historia de las leyendas o mitos que rodean a esta peculiar ave, que enaltece con su presencia y su singular caminar, el pingüino. Esta ave que merece todo nuestro respeto y que debemos preservar, así como es interesante conocer como algo tan simple como una linea amarilla en su rostro genera la relación con el mito.

A mi solo me queda decirte que ojala hayas disfrutado de la lectura, te agradezco el que me hayas leído y hasta la próxima entrada del blog.

Anuncios

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: